jueves, 3 de diciembre de 2009

Dos varas de medir

Escrito que he enviado al blog "Corazón de León", editado por el señor Ricardo Chao, con motivo de la publicación en ese espacio, de un "MANIFIESTO EN DEFENSA DE LOS DERECHOS FUNDAMENTALES DE INTERNET", y que recomiendo a todos su lectura, porque las contradicciones que en él existen (sobre todo al principio del artículo), con la forma en la que ha actuado esta persona en otras ocasiones, me han causado verdadero asombro e indignación. Al parecer para algunos leoneses hay dos varas de medir, dependiendo si son mis amigos, o si "me hacen sombra"

--Ricardo, ¿a qué me suena eso del "derecho a la presunción de inocencia, a la tutela judicial efectiva, la suspensión de derechos fundamentales es y debe seguir siendo competencia exclusiva del poder judicial. Ni un cierre sin sentencia. Internet debe funcionar de forma libre y sin interferencias políticas auspiciadas por sectores que pretenden perpetuar obsoletos modelos de negocio (de sociedad añade el barquero) e imposibilitar que el saber humano siga siendo libre"? ¡Ah!, ya me acuerdo, ¿no serán los mismos derechos que se conculcaron en el caso de la LLionpedia? --

P.D. Hace unas semanas escribí, que no me iba a referir nunca más en este blog, al "caso LLionpedia", y por ello pido humildemente perdón a todos los que os pasáis por aquí, pero el artículo al que me he referido al inicio de este escrito, me ha causado tanto estupor, que me ha sido imposible no hacerlo. Espero que este comentario, si que sea el último que escribo sobre tan aciago tema. Con esta respuesta no intento defender a nadie, si no que trato de dejar patente mi total disconformidad, con la actitud absurdamente beligerante, mantenida por un grupo de personas sobre un determinado tema, causando con ello un gravísimo daño al leonesismo.


6 comentarios:

Anónimo dijo...

En el caso de la Llionpedia no se conculcó ningún derecho. Un grupo de ciudadanos (Ricardo entre ellos) protestamos ante el ayuntamiento de León por lo que consideramos contenidos inaceptables de lo que el propio Pardo había presentado como "proyecto estrella" de su concejalía, por tanto del ayuntamiento. Esto creo que es un ejercicio irreprochable de democracia, propio de cualquier ciudadano consecuente. El cese de Pardo se produjo precisamente porque el Alcalde y sus propios compañeros de partido consideraron igualmente que tenía una responsabilidad política por dichos contenidos. El hecho de que no la tuviera penal no significa que no la tuviera política. Por otro lado, que yo sepa, nadie ha cerrado o mandando cerrar la Llionpedia que sigue en la red para el que quiera verla.
Un saludo.
Alfredo Hernández.

El barquero leonés dijo...

Puntualizaciones al anterior comentario:

- Yo creo que vosotros como grupo de personas bien formadas intelectualmente que sois, sabíais la polvareda mediática que esa denuncia iba a levantar, y que los medios de desinformación procastellanos(es decir todos), se iban a lanzar a la caza de una pieza tan dañina para los intereses expansivos del centralismo Pucelano, como es el concejal Abel Pardo. Disteis la coartada perfecta a los castellanopucelanos, para acabar con una parte de la resistencia leonesa, a ser colonizados.
- En el manifiesto de la “revuelta de las arrobas”, se dice que la decisión de cerrar una página web, debe de ser tomada por un juez, porque de quedar este hecho en manos administrativas, y por lo tanto politizadas, sería como volver a los tiempos de Franco, cuando eran los políticos los que decían, qué se publicaba y quien lo hacía. Hasta aquí de acuerdo. La contradicción tan tremenda con la forma de actuar vuestra, viene dada porque en el caso Llionpedia, un órgano judicial dijo que no había ningún contenido filonazi en su interior, ni siquiera algo sospechoso de serlo, y vosotros lejos de pedir disculpas por vuestro error, dejasteis que el poder político, y los medios de desinformación, siguieran adelante con el linchamiento, no ya de una persona, si no de toda la buena labor que esta persona estaba realizando, en favor de nuestra tierra.
Ahora pedís la tutela judicial para las webs, y sin embargo en el tema de la Llionpedia, no acatáis sus resoluciones. Si os favorece entonces los órganos judiciales son garantes de la democracia, y si no decís que son sólo una parte más en la sociedad, y que las decisiones del poder político son igualmente válidas. ¿En qué quedamos pues?
- Esta magnífica publicación sigue en la red, por supuesto que sí. Si un señor fiscal dice que no hay nada delictivo en ella ¿por qué habría de ser cerrada? ¿Porque la idea se les ocurrió a unos, en vez de a otros?
- Por último aclarar a todos, que el Barquero Leonés, no conoce personalmente a Abel Pardo, ni a nadie de su entorno. De él sólo puedo afirmar que es un leonesista convencido, y que estaba haciendo un buen trabajo a favor de la conservación y potenciación de la cultura leonesa. Los adjetivos descalificativos que le ponen algunos, a lo mejor son verdad, no lo sé. Yo de este político sólo conozco sus actos y declaraciones públicas, y todavía no ha habido nada en todo ello, que me induzca a pensar en otra cosa que no sea, que es buen leonés preocupado por su tierra.

canxeco dijo...

Ni caso todos sabemos lo que pretendian Chao and cia. ELIMINAR A PARDO Y TENER ELLOS EL PROTAGONISMO AHORA QUE NO VENGAN DICIENDO LO BUENINES QUE SON Y COMO SE PREOCUPAN POR CUATRO PAYASADAS...¿¿¿POR QUÉ NO DENUNCIAN LA MANIPULACIÓN DE CRÓNICA Y DIARIO DE LEÓN??? CAPULLOS SOIS UN CUBO DE BASURA ANDANTE...

Anónimo dijo...

En todos los movimientos nacionalistas y regionalistas aparecen siempre sectores -minoritarios- con tendencias xenófobas cuando no abiertamente fascistas. Yo creo que los seguidores de Pardo deberías de crear vuestro propio partido y dejar de parasitar a la UPL. El electorado de UPL, por fortuna, es en su inmensa mayoría democrático y tolerante, pero alguno se ha aprovechado de sus votos para imponer políticas radicales y disparatadas.
Un saludo.
Alfredo Hernández

El barquero leonés dijo...

¡Y dale con la xenofobia y el fascismo! ¡Xenófobos y fascistas, son los que están intentando aniquilar al pueblo leonés, y no los que pacíficamente, estamos tratando de evitar que eso ocurra! Si es que sois como los bueyes, sólo miráis en una dirección, y con la cabeza baja. Sois el fiel reflejo de la sociedad leonesa mayoritaria ahora mismo. Tantos años de propaganda castellana, y falsas palmaditas en la espalda, os ha lavado el cerebro, y os ha hecho creer que sois los únicos demócratas, los únicos intelectuales, los únicos que tenéis el derecho a poner etiquetas a la gente, los únicos que estáis por encima del bien y del mal, los únicos poseedores de la verdad absoluta... Los castellanopucelanos os han domesticado, y sois (seguramente sin daros cuenta) su Caballo de Troya en el leonesismo. Os dejan figurar en sus medios de comunicación "provincianos", y acudir a actos sociales y culturales por ellos promovidos, como premio a vuestra contribución, para desmantelar la lucha que, sin desmayo, algunos mantenemos por conservar nuestra identidad como pueblo.
Hablas de la inmensa mayoría de la UPL, ¿pero que inmensa, ni que mayoría, ni que zarandajas? Alfredo, bajad a la realidad, la UPL está al borde de su desaparición, y el descontento con su forma de actuar es más que palpable en el leonesismo, y todo ello gracias a gente vanidosa y endiosada, como pareces ser tu. Por último decirte que esta democracia es una gran mentira, que si hablas de parásitos a los primeros que tienes que mencionar es a la actual cúpula de la UPL, y que si hablas de ideas radicales y disparatadas, ¿por qué no mencionas primeramente, las que tienen los adalides del poder centralista pucelano, para crear la Gran Castilla, haciendo caer en el ostracismo, a todo lo que a ello se oponga?
Estáis desprestigiando con graves insultos, a quienes son molestos para los junteros, ¿es esa tu idea de leonesismo? Alfredo un saludo y abre los ojos. Los fascistas, los xenófobos, los radicales, no tienen cabida en ningún lado, y los tontos útiles tampoco (excepto entre los enemigos de nuestra tierra).

Anónimo dijo...

"los únicos que tenéis el derecho a poner etiquetas a la gente, los únicos que estáis por encima del bien y del mal, los únicos poseedores de la verdad absoluta..."
¿Estás hablando de tí mismo, no?