jueves, 26 de febrero de 2009

¡Ánimo!

Los ataques contra nuestra identidad y nuestra economía, aunque envueltos en papel de regalo(propaganda mediática), son cada vez más duros y constantes, haciendo a veces que parte del pueblo leonés se olvide de su dignidad y orgullo y se entregue, sin saber muy bien por qué, al amo castellano. No debemos perder nunca ni el coraje ni la esperanza, “Las únicas guerras que se pierden son las que se abandonan”. La mayoría estamos de acuerdo, en la idea que somos un pueblo con identidad propia, pero en León sufrimos la lacra de los complejos de inferioridad y de provincianismo que nos han inculcado, ya desde la época franquista. Esto, unido a nuestro carácter poco dado a mostrar nuestras emociones, hace que parezca que estamos condenados al ostracismo sin remedio. El nombramiento de Guirrio de Honor, a “risitas” Silván, ha sido un duro golpe para los que sentimos muy adentro nuestra tierra. Sin embargo, lo que ocurrió una vez más en el Palacio de los Deportes de León, el 25 de febrero, con ocasión del partido de balonmano entre el ademar León y el Valladolid, nos debe devolver plenamente la esperanza y el orgullo de ser leoneses. Allí estaban congregados miles de ciudadanos de todas las edades. Las banderas leonesas eran centenares, como centenares también eran las personas, sobre todo jóvenes, cuya vestimenta expresaba con rotundidad que León no se rinde, y que entre más dinero se gastan los junteros y acastellanados en hacernos desaparecer, más fuerte es el sentimiento de pertenencia a la Región Leonesa de una buena parte de la población. Lo ocurrido en este acontecimiento deportivo, tiene que suponer un enorme balón de oxígeno, para los que luchan por su tierra, y hacerles perseverar con ánimos renovados, en su brega diaria. Las injusticias, como las que sufre el pueblo leonés desde hace 26 años, sustentadas en mentiras y desprecios, no duran mucho. Hay que tener paciencia, no perder el ánimo y seguir en la lucha pacífica con tenacidad. La libertad no está tan lejos como parece. ¡Ánimo!

1 comentario:

Amurrinare dijo...

Lo que cuentas de ese partido me ha traido a la memoria la sensacion tan maravillosa que experimente en la manifestacion por la Autonomia Leonesa de abril del 2007, rodeada de leoneses de toda edad y condicion demostrando que estamos ahi para defender a Leon... Son esos momentos los que nos dan fuerzas para seguir adelante. Enhorabuena por tu estupendo blog. Es una ventana abierta a la esperanza.